Viu Nou Barris

Viu Nou Barris

Frutas de verano, para refrescarnos a sorbos y mordiscos

15 de junio de 2019

Uno de los grandes placeres del verano es sentarse en la sombra disfrutando de una fruta dulce y gustosa que nos refresque tanto si la consumimos a mordiscos, en zumo, en batidos (smoothies si somos de los que nos gusta estar a la última) o incluso como ingrediente de un cóctel.

La fruta nos ayuda a hidratarnos de una forma natural y saludable y, además de aportar a nuestro cuerpo múltiples nutrientes, resulta una solución eficiente para calmar la sed.

El verano es una época del año rica en frutas, pero también es cierto que resulta una época complicada en cuanto a su conservación, pues las altas temperaturas jueguen en contra nuestra. Es por ello, que los batidos y los zumos se convierten en este momento en una excelente opción para aprovechar aquellas piezas que se han acercado peligrosamente a su punto máximo de maduración.

Como la cantidad de frutas que nos ofrece el mercado es inmensa, obviaremos una recomendación pormenorizada de las mejores, pues, esta no deja de ser una opción estrechamente ligada a nuestro paladar, pero si nos fijaremos en lo que deberemos tener en cuenta para disfrutar de la mejor manera posible de nuestra fruta o preparado de frutas, partido siempre de la base, claro está, de qué las que nos aportarán un mejor sabor y resultado, tanto si las comemos a mordiscos, como si las consumimos en zumo o batido, son las frutas que estén en su punto justo de maduración.

  • Fruta en pieza: Si nuestra intención es comerla sin retirar la piel, hay que recordar más que nunca, limpiar la pieza; retirar las partes que se hayan podido echar a perder, para no traspasar sabores no deseados al resto de frutas si por ejemplo queremos preparar para una macedonia; y sobre todo, también, no tener miedo a experimentar y combinar la fruta con otros productos como, por ejemplo, el queso fresco, que combinado con papaya, mango, kiwi, aguacate, un chorrito de aceite y unas pocas nueces, nos aseguran una comida muy refrescante para cualquier momento del verano.
  • Fruta en zumo: Es una solución rápida y muy refrescante que tiene lugar a nuestra mesa desde el desayuno hasta los postres de cualquier comida. Las frutas en zumo conservan durante un tiempo limitado buena parte de sus propiedades, por ello, es recomendable exprimir la cantidad justa que preveamos beber y consumir el zumo sin dejar pasar demasiado tiempo desde la extracción, y esto no solo por esta pérdida progresiva de propiedades, sino para evitar el crecimiento de bacterias. Además, con el paso del tiempo, los zumos "caseros" pueden hacerse más amargos.
  • Fruta en batido: No todas las frutas son aptas para hacer zumo, pero la práctica totalidad, pero no decir todas, si pueden ser ingredientes de lujo de cualquier batido. Ahora bien, hay que tener en cuenta la cantidad de agua que contiene la fruta o frutas que queremos licuar, pues, el batido tiene la característica de su consistencia cremosa y mucha agua puede llevar al traste esta textura. Si nuestra idea es, por ejemplo, utilizar melón, sandía, piña o naranja, entonces una buena opción para la base de nuestro batido será el yogur y el helado; mientras que si optamos por plátano, manzana, melocotón... entonces podemos utilizar bases más liquidas como leche o incluso agua y hielo. Los batidos se pueden hacer de una o más frutas y vale la pena tener en cuenta en la combinación, algunas verduras como el apio, la remolacha o las espinacas para añadir un extra de salud a nuestro vaso.
  • Fruta en cóctel: Esta es, sin duda, la opción más sofisticada que nos viene a la cabeza para consumir fruta y una, también, de las más refrescantes del verano si lo hacemos a pie de piscina o en una terraza. Los cócteles pueden ser con alcohol o sin, y uno de los mayores atractivos es que además de la fruta en zumo o licuada, podemos incorporar a la copa algunos trozos de fruta. Unas fresas en la copa de cava; trocitos de sandía en un combinado de vodka, limonada y jarabe de kiwi, por ejemplo; o unos dados de papaya en un vaso con ginebra, maracuyá, zumo de limón, azúcar y hielo picado.

Si estáis deseando acabar de leer este artículo y salir corriendo a comprar para disfrutar de un delicioso y refrescante mordisco o sorbo de fruta, recordad que no hace falta que vayáis demasiado lejos... en las tiendas de alimentación de Viu Nou Barris encontraréis la mejor materia prima para prepararlos. Y si os da pereza hacerlos en casa y preferís disfrutar de vuestros sorbos mientras compartimos charla en la terracita de cualquier bar o cafetería del barrio, sabed que allá también podréis disfrutar de inmejorables propuestas. ¡La apuesta es segura!

Cargando...
x
X